NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

RIVER PLATE

Pablo Solari: “River te exige vivir para el club y tenés que estar a la altura”

El extremo de 22 años habló sobre su evolución desde su llegada al campeón: “Apenas llegué a River no era muy profesional, era alguien que jugaba a la pelota”.

Actualizado a
Pablo Solari: “River te exige vivir para el club y tenés que estar a la altura”

Pablo Solari fue uno de los jugadores que atendió a los medios tras la consecución del título de liga por parte de River Plate. Tras llegar al club en el pasado mercado de verano, y explicó como ha evolucionado desde su llegada: “Apenas llegué a River no era muy profesional, era alguien que jugaba a la pelota. Aprendí a comer, supe del entrenamiento en casa, aprendí, mejoré un montón, me siento mucho mejor y más cómodo con mi cuerpo”.

El extremo, que ha logrado 3 goles y 5 asistencias en Liga Profesional quiso destacar la exigencia que hay en el Millonario: “River te exige vivir para el club y lo tenés que entender de esa manera. Son intensidades altas y tenés que estar a la altura porque sino no lo aguantás”.

Gallardo y Demichelis, tal para cual

También hablaron otros jugadores como Nacho Fernández, que también habló de la exigencia, esta vez de la de sus dos últimos entrenadores: “Son los dos muy exigentes. Los dos vivían acá en el River Camp, tanto Marcelo como ahora Martín y su cuerpo técnico”.

Nacho Fernández también habló sobre como fue su regreso pese a tener contrato en vigor con Atlético Mineiro: “Tenía muchas ganas de volver a River. Desde lo económico no convenía pero no fue un esfuerzo porque yo tenía muchas ganas de volver a disfrutar acá en la Argentina, con mi familia y en River. Se hizo todo fácil”.

El Superclásico, momento clave

Mientras que Nacho habló sobre su pasado, Barco lo hizo sobre su futuro: “Estoy feliz en River, estoy muy cómodo y me quiero quedar acá. Esta institución es muy grande y te exige constantemente”. El jugador cedido por Atlanta no olvida el Superclásico: “Ganar ese partido en nuestra cancha, fue un envión anímico importantísimo. Fuimos regulares todo el torneo”.

El que tampoco olvida el partido ante Boca Juniors es Leandro González: Tuve la desgracia de que tuve dos jugadas en algún partido con Boca y eso llega a la opinión pública más fuerte que con otros partidos. Sé que son gages del oficio. Opinar, van a opinar siempre, bien o mal. Trato de tomarlo si es constructivo y si no, lo dejo pasar”. Pese a ese momento, está muy feliz por lo conseguido: “Poder ser protagonista desde adentro es increíble. Somos un grupo donde todos somos parte de esto. Me llena de orgullo formar parte de este equipo y haber sido protagonista”.