NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA

BOCA JUNIORS

Nueva derrota, mismo panorama: Boca, a la deriva en lo futbolístico

El Xeneize volvió a perder y se llenó de dudas. Hoy, cuesta creer que el plan sea afrontar las competencias hasta octubre de esta manera.

Actualizado a
PARANA, ARGENTINA - JULY 31: Exequiel Zeballos and Luis Advíncula of Boca Juniors react after losing a match between Patronato and Boca Juniors as part Liga Profesional 2022 at Estadio Presbítero Bartolomé Grella on July 31, 2022 in Paraná, Argentina. (Photo by Luciano Bisbal/Getty Images)
Luciano BisbalGetty

“Queremos hacer la presentación del cuerpo técnico que trabajará desde la fecha hasta el 31 de diciembre. Estamos muy contentos de darles la bienvenida”, dijo Jorge Bermúdez, uno de los integrantes del Consejo de Fútbol de Boca, el pasado 11 de julio en la conferencia de prensa que ratificó a Hugo Ibarra, Roberto Pompei y Leandro Gracián como entrenadores del Xeneize.

El plan llevado a cabo por los encargados de guiar futbolísticamente al club, por ahora, no funciona. El equipo gana de local, donde cuenta con un gran apoyo de la gente, pero de visitante flaquea. Ya perdió contra San Lorenzo, repitió en La Paternal frente a Argentinos Juniors y pasó vergüenza en Paraná contra Patronato. Además, se ubica como el cuadro más goleado en lo que va de la Liga Profesional y registra un pobre arranque en el certamen. Sí, es preocupante.

Sin una idea clara de juego, con esquemas que van rotando casi todos las fechas, con futbolistas en un bajísimo nivel individual y con un cuerpo técnico que está haciendo experiencia mientras agarra el fierro caliente, Boca, el último campeón argentino, deambula por la tabla de posiciones y tira la moneda al aire en cada fin de semana. Cuesta entender cómo en menos de un mes pasó de soñar con los cuartos de final de la Libertadores a esto.

Los hinchas, fieles al sentimiento pero decepcionados por el presente poco alentador, empiezan a exigir explicaciones o medidas acordes a la grandeza de la institución. Esto no se trata de unos ni de otros: la responsabilidad pasa por todas las partes. Los que defienden el escudo dentro de la cancha y los que lo hacen en las oficinas deben hacerse cargo y entender que el prestigio que tiene el escudo y la camiseta Azul y Oro, el cual ellos defendieron de gran manera, es muy grande como para regalar un semestre de esta manera.

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?