NewslettersRegístrateAPP
españaESPAÑAargentinaARGENTINAchileCHILEcolombiaCOLOMBIAusaUSAméxicoMÉXICOperúPERÚusa latinoUSA LATINOaméricaAMÉRICA
Boca Juniors BOC
3
Benedetto 6'
Quilmes Atlético Club QUI
2
J. Bonetto 4',Pavone 64'
Finalizado

BOCA 3 - 2 QUILMES

¡Boca, semifinalista!

Con goles de Benedetto, Morales y Langoni, el Xeneize venció a Quilmes por 3 a 2 y pasó de ronda. Ahora irá por Patronato.

Actualizado a
¡Boca, semifinalista!

Boca cumplió con el objetivo, le ganó a Quilmes, avanzó de fase en la Copa Argentina y se metió en semifinales del certamen más federal del país. El Xeneize supo sufrir en el primer tiempo, donde mostró falencias defensivas, pero fue eficáz en el área rival y ahí empezó a definir el trámite de una serie que resultó más aguerrida de lo imaginado.

El cervecero, de correctísima labor durante la etapa inicial, empezó con el pie derecho y golpeó de entrada. Julián Bonetto, a los 4 minutos, sorprendió a todos con un verdadero golazo desde afuera del área y abrió el marcador en la primaveral noche mendocina. Lejos de relajarse por estar arriba en el resultado, los del Sur siguieron yendo al ataque y generaron cerca de cinco o seis situaciones más. ¿El debe? Claramente, en la contundencia.

Los de la Ribera, un tanto desalineados en la última línea y en el mediocampo, donde le faltó fútbol y equilibrio, encontraron en sus dos números 9 la llave del gol. Primero, Darío Benedetto, a los 7′, igualó la historia con una definición propia de su estilo. Tiempo más tarde, a los 34′, Agustín Sandez desbordó por izquierda, tiró el centro y encontró a Gonzalo Morales, el atacante juvenil que apareció para empujarla y decretar el 2-1 parcial.

El inicio del complemento tuvo mucho menos ritmo que la primera etapa. Lógico, ninguno de los dos pudo mantener la intensidad: Boca descansó un poco más en el resultado, Quilmes se quedó sin energía y sintió la famosa diferencia de categoría.

Hugo Ibarra movió el banco en el entretiempo y metió a Nahuel Genez en lugar del zurdo Sandez. Antes de los 10 minutos, Pipa Benedetto le puso punto final a su participación y le dejó su lugar al joven Luca Langoni. Walter Coyette, DT de Quilmes, se la jugó por la experiencia y metió al experimentado Mariano Pavone para tener mayor peso ofensivo.

El poder de fuego en metros finales volvió a darle resultado a Boca: a los 59′, el Toro Morales metió una diagonal desde adentro hacia afuera, sacó el centro con izquierda y asistió a Langoni, quien en una de las primeras intervenciones marcó el tercero para el elenco azul y oro. Pero la tranquilidad duró poco, porque el Tanque Pavone descontó rápido y a los 64′ metió a los suyos en partido otra vez.

Por los incidentes ocurridos con el público de Quilmes, que empezó a tirarle piedras los simpatizantes de Boca ubicados en la platea cubierta y hasta terminó agrediendo en la cabeza a un colaborador de su club, el partido se demoró más de 15 minutos. La Policía debió intervenir para frenar a la parcialidad Cervecera, que protagonizó una imagen que daña y mucho a la competencia que todavía permite la presencia de las dos hinchadas.

Morales, picante como a lo largo de toda la noche, recibió dentro del área tras una gran corrida de Langoni sobre la derecha, pero su remate fue desviado en la línea y luego dio en el palo. Tiempo después, Cristian Medina, de buen desempeño, lo asistió bárbaro, pero el caño volvió a negarle el grito al juvenil cordobés. Boca se perdió el cuarto, Quilmes respiró profundo, se salvó y siguió con vida para disputar la etapa final de los cuartos.

El árbitro adicionó 17 minutos, producto de los disturbios, Boca aprovechó para juntar líneas y replegarse, pero Quilmes no se entregó jamás más allá de no tener la claridad que pedía el momento. Javier García tuvo alguna aparición importante que le brindó tranquilidad al último campeón del torneo, que no lo liquidó a tiempo y le puso signos de interrogación a la serie. El reloj siguió corriendo, el tiempo fue consumiéndose y la fiesta se desató por completo en la tribuna boquense.

Los dirigidos por el tridente de Ibarra, Pompei y Gracián cumplieron con el objetivo, se metieron en semifinales y ahora chocarán vs. Patronato, que viene de barrer a River. Además, el sueño de la Liga Profesional sigue vigente y el domingo se vendrá un duro pleito vs. Vélez. Con poco juego vistoso, pero con mucho corazón, Boca va...

Normas

Para poder comentar debes estar registrado y haber iniciado sesión. ¿Olvidaste la contraseña?