RIVER PLATE

River sueña con la vuelta de Driussi para mitad de año

El delantero del Zenit no sería tenido en cuenta después de junio y volvió a dejar la puerta abierta para regresar a Núñez. Podría ser el reemplazante de Borré.

River sueña con la vuelta de Driussi para mitad de año

Mientras se resuelve el futuro de Rafael Borré, quien luego de una charla con Marcelo Gallardo decidió dejar en espera la propuesta de Gremio y aguardar por una nueva oferta de Europa, en River ya piensan en quién podría ser su sustituto.

Es que más allá del destino que elija, si algo está claro es que el goleador colombiano transita sus últimos meses con la Banda Roja y no renovará el vínculo que lo une a la institución hasta mediados de este año.

En ese sentido, en Núñez saben que necesitarán un reemplazo de jerarquía y hay un nombre que cada vez gana más terreno en la consideración del entrenador: Sebastián Driussi.

El atacante del Zenit, figura del Millonario entre 2016 y 2017, manifestó en varias oportunidades su deseo de regresar en plenitud y ya en el último mercado de pases el Muñeco reconoció que charlaba con él a diario para intentar persuadirlo de su retorno al país.

Las dificultades lógicas de las negociaciones, debido a que el Gordo todavía tenía contrato vigente en Rusia, hicieron que finalmente la operación no se pudiera concretar, pero el deseo del futbolista de volver a su casa no se apagó.

Esta semana, en su canal de Twitch, Driussi volvió a ilusionar a los riverplatenses con una breve pero concisa declaración: "En junio vuelvo".

Su revelación coincide con la información que dice que en el segundo semestre no será tenido en cuenta en su actual club, donde está desempeñándose fuera de su posición natural por la superpoblación de delanteros y además ocupa una preciada plaza de extranjero.

Su contrato finaliza en junio de 2022 y recién en ese entonces podría salir en condición de libre, aunque no se descarta que el Zenit le permita antes un préstamo con opción de compra, ya que a partir de diciembre el futbolista podría negociar de manera directa con otros equipos.

Por el momento, se trata solo de una ilusión coincidente entre un hijo pródigo de la institución y un cuerpo técnico que lo tiene entre sus preferidos. En los próximos tres meses, River intentará conseguir el sueño de su regreso para la etapa decisiva de la Copa Libertadores.