River Plate

Santiago Sosa, la nueva variante de River en el mediocampo

El juvenil ingresó en el complemento contra Liga de Quito por la lesión de Ignacio Fernández y le aportó soluciones al Millonario en su sector.

Santiago Sosa, la nueva variante de River en el mediocampo
Agustin Marcarian AP

En un contexto adverso por la situación económica del país que invita a los futbolistas a buscar nuevos horizontes y en medio de un mercado de pases en el que River también necesitaba vender, Marcelo Gallardo encaró el tramo final de 2020 consciente de que su plantel se debilitaría. Y ante esta inevitable situación, se enfocó en la búsqueda de soluciones.

La salida de Exequiel Palacios a comienzos de este año había obligado al DT a reestructurar el esquema y plantear una falsa línea de cinco en el fondo con dos carrileros, una propuesta que le sirvió para pelear hasta el final en la Superliga, pese a que el Millonario claudicó en las últimas jornadas.

En la reanudación después del receso por la pandemia, el Muñeco optó por Julián Álvarez como titular y un nuevo dibujo táctico, con tres hombres de punta para acentuar la presión y la presencia en el área rival, resignando algo de contención en el mediocampo.

Sin embargo, la tempranera lesión de Ignacio Fernández en el partido contra Liga de Quito generó una merma en el equipo y Enzo Pérez sufrió demasiado en su sector frente a la superpoblación de rivales.

Desde el banco, el entrenador riverplatense analizó esta cuestión y en lugar de incluir a Jorge Carrascal o Cristian Ferreira, las dos opciones de volante creativo con las que contaba entre los suplentes, se inclinó por Santiago Sosa.

Al igual que Álvarez, el chico de 21 años hizo su debut con la Banda Roja en 2018 y desde entonces apenas disputó un puñado de encuentros. Convocado para las selecciones juveniles, pero tapado en Núñez por jugadores de mayor experiencia y jerarquía en su posición, esperó su turno y mostró su mejor versión este martes en el Libertadores de América.

Sorprendentemente, Sosa no ingresó para pararse al lado de Pérez y aportar solo en la marca, sino que lo hizo más recostado sobre la banda derecha y con una evidente vocación ofensiva. Así, participó del circuito de juego, pisó más de una vez el área ecuatoriana, probó al arco desde afuera y hasta participó de la acción del primer gol de la noche.

"Tiene características diferentes a las de Nacho, pero es un jugador que nosotros venimos trabajando para esa posición porque no teníamos mucho", explicó después de la victoria Gallardo, en conferencia de prensa.

En el mismo sentido, añadió: "Viene evolucionando en su juego, viene trabajando bien y es una alternativa válida para nosotros a partir de la posición en la cual entró. Siempre hemos confiado para que pueda jugar de la manera que jugó".

Si bien se trata de la primera gran actuación del mercedino en Primera División, ratifica la postura del conductor del grupo de buscar los refuerzos "primero adentro y después afuera", en un momento de austeridad y de profundización de un proyecto a largo plazo que incluye a los jóvenes formados en la institución.

En 2019, el mediocampista central ahora reconvertido en interior tuvo la posibilidad de pasar al Everton inglés, pero las dificultades para obtener el permiso de trabajo frustraron la transferencia. Hoy parece haber encontrado su lugar para transformarse en otra de las variantes de un equipo que tiene mil caras, pero que no resigna su estilo pese a que cambien los intérpretes.