CORONAVIRUS

Luc Montagnier, el Nobel que dice que el coronavirus fue creado

El virólogo francés, Premio Nobel de Medicina por su investigación sobre el VIH, asegura que el coronavirus fue creado de forma accidental en Wuhan (China).

Luc Montagnier, el Nobel que dice que el coronavirus fue creado

Existen múltiples teorías acerca del origen del último tipo de coronavirus (COVID-19), sobre cómo comenzó a desarrollarse y a expandirse por todos los países del mundo. Son muchas las opiniones que coinciden en que este tipo de virus fue creado en un laboratorio de forma accidental.

Una de las personas que mantiene esa opinión es el virólogo francés Luc Montagnier, que en unas declaraciones realizadas en el medio de comunicación galo ‘CNews’ aseguró que el virus “se creó accidentalmente en un laboratorio de Wuhan” e incluso fue más allá al explicar de forma tajante que se produjo una “manipulación” de este virus: “Se produjo una manipulación de una parte, que no de toda, de este virus. Hay un modelo que es claramente el virus clásico, pero a éste le agregaron unas secuencias de VIH”.

Sobre esta última afirmación, dijo que “desconoce quien lo agregó” aunque por otra parte dijo que pudo ser un trabajo profesional de “un grupo de biólogos moleculares que insertaron secuencias de ADN del VIH” en un coronavirus con el objetivo de “encontrar una vacuna contra el sida”. El virólogo, para dar a conocer esta versión, citó la tesis aportada por los científicos del Instituto Indio de Tecnología de Nueva Delhi, que fue retirado por los propios autores al no estar verificado por expertos internacionales. 

Premio Nobel en 2008 y Premio Príncipe de Asturias en 2000 

Montagnier es conocido por dos galardones que recibió en el pasado. En 2008, recibió el Premio Nobel de Medicina por su participación en el descubrimiento del VIH, un premio que obtuvo junto a su compatriota Françoise Barré-Sinoussi y al alemán Harald zur Hausen.

No fue el único nombramiento importante que obtuvo. En el año 2000, junto al investigador biomédico estadounidense Robert Gallo, se le concedió el premio Príncipe de Asturias en Investigación Científica y Técnica, en un año en el que recibieron dicho premio en otras materias personalidades como Lance Armstrong, en Deportes o Umberto Eco, en Comunicación y Humanidades. 

Una trayectoria envuelta por la polémica y la controversia

No es la primera vez que Montagnier realiza declaraciones sorprendentes de este calado. Jefe de la Unidad Oncológica Viral del Instituto Pasteur en 1972, compartió hace tres años la misma línea de pensamiento con Henri Joyeux, por su oposición a las vacunas obligatorias para niños y su defensa de la homeopatía.

Además de recibir reprimendas y desmentidos por parte de sus compañeros de profesión, fue muy discutida su teoría sobre las ondas electromagnéticas emitidas por el ADN, por ejemplo.