Finalizado

ARGENTINA 0 - BRASIL 3

Argentina no pudo con Brasil en el cierre del Preolímpico

Con el ticket a Tokio y ya campeón, la selección de Batista no pudo con el verdeamarelo que con la victoria, va a los Juegos Olímpicos y eliminó a Uruguay.

Argentina no pudo con Brasil en el cierre del Preolímpico

Para la Argentina, solo el honor del clásico sudamericano. Para Brasil, se le agrega la posibilidad de ir a Tokio, cosa que consiguió tras una victoria contundente 3-0 con goles de Paulinho y Cunha (x2), para dejar al equipo de Batista con un sabor amargo sobre el final, y con el pasaje a Tokio para la Scratch Sub-23 -relegando a Uruguay- en el cierre del Preolímpico que de todas maneras, ya tenía a la Albiceleste como campeón.

Brasil consiguió la ventaja a los 13 del primer tiempo: Un pase entrelíneas que dejó a Vera colgado y a destiempo, Paulinho tuvo control de la pelota y remató antes que Medina pudiera molestar y llegue el achique de Cambeses. La verdeamarela se ponía en ventaja.

Argentina la pasaba mal, no solo que no encontraba la pelota, sino que además Brasil hacía el terreno muy ancho, incomodando y desequilibrando la defensa argentina. Por momentos, el equipo de Batista lucía desconcertado y fuera de tiempo en la marca y en la búsqueda de la recuperación de la pelota.

Y el segundo de Brasil llegó a la media hora del partido: un regalo de Nehuén Pérez, cabezazo hacia Cambeses que quedó corto, y Matheus Cunha define a pesar del esfuerzo del capitán de enmendar su error. 2-0 para un Brasil que estaba más cerca de Tokio.

El Scratch siguió con su fiesta en el segundo tiempo, Cunha otra vez recibe solo, la defensa argentina no cubre espacios y remata un derechazo cruzado que se le incrusta en el costado derecho del arco de Cambeses. Una Argentina completamente desconocida, que hoy, no salió a jugar el partido en Barranquilla.

De ahí en más, fue partido sentenciado. Brasil bajó el ritmo, Argentina sin Gaich (suspendido) perdió todo peso en ataque. Solo algún remate esporádico de Alexis Mac Allister generó algo, demasiado poco para lo visto en el torneo. Una derrota albiceleste que deja un gusto amargo, en un gran torneo para la albiceleste, que corona como campeón y que buscará en Tokio su tercer medalla dorada en su historia.