HIGHLANDERS 32 - JAGUARES 27

Jaguares cae por poco ante Highlanders

Jaguares cae por poco ante Highlanders

MARTY MELVILLE

AFP

En el inicio de la gira por Oceanía, la franquicia argentina peleó hasta el final pero no pudo ante los neozelandeses. De todas maneras sumaron punto bonus defensivo.

Jaguares tuvo un gran comienzo en Dunedin, el try de Moroni llegó luego de una corrida de Moyano por la izquierda, un quiebre de Cancelliere y la definición del hombre de CUBA. Junto con la conversión de Díaz Bonilla abrió el marcador, 7-0.

Pero no tardaron mucho en responder los locales, que empezaron a abrir grietas en la defensa argentina, con muchos mini quiebres de los backs y apoyo de los fowards. Lentjes, Faddes y después Tomkinson apoyaron en el ingoal visitante con facilidad, siempre con la llegada de un diez neozelandés que fue figura, Josh Ioane. En el cierre el try de Coltman con un maul luego de un line en territorio argentino, desnudó una mala cobertura en esa formación. 26-13 para los locales al entretiempo.

El segundo tiempo marcó un cambio de actitud en Jaguares. Que achicó distancias en el arranque luego de un penal rápido jugado por Ezcurra y una entrada potente de Marcos Kremer para llegar a apoyar en la meta neozelandesa.

Highlanders ya no estaba tan preciso en los pases. La franquicia argentina aprovechó e Ioane sumó dos veces más con el pie para acercarse a 12, y Moyano en otra gran jugada de contraataque volvió a poner cerca en el marcador a la visita. El final fue más de Jaguares que de los de Nueva Zelanda. Pero también controversial. El foco estuvo sobre el arbitraje, que sancionó con severidad cada jugada dudosa en favor del conjunto local.

Más allá de la derrota, los nueve cambios y el poco descanso que tuvo el plantel, el elenco de Gonzalo Quesada dio muestras de carácter en la adversidad, y al menos, sumó un punto bonus defensivo que puede servir para clasificar a playoffs. La gira oceánica seguirá el viernes nada menos que ante Hurricanes en Wellington, uno de los candidatos al título. Pero el paso por Dunedin dejó muestras de que el equipo está en el camino correcto.