MARADONA | ARGENTINA

"El primer partido con gente será como cuando ves a tu novia después de unas vacaciones".

El técnico de Gimnasia habló con el diario El Día sobre la situación actual del país por culpa del Coronavirus, su relación con Ronaldinho y la vuelta al fútbol.

"El primer partido con gente será como cuando ves a tu novia después de unas vacaciones".

El entrenador de Gimnasia Esgrima La Plata, Diego Armando Maradona, se refirió hoy a las consecuencias que la pandemia de coronavirus tendrá para el fútbol argentino y dijo no tener dudas de que la AFA "tomará las mejores decisiones para ayudar" a ese deporte.

En declaraciones al diario platense El Día, el Diez manifestó que tras la crisis actual por la Covid-19 "la economía no va a ser la misma" y analizó que "los dirigentes van a tener que trabajar mucho para sortear esto".

"Por suerte tenemos grandes dirigentes en AFA que no me caben dudas que tomarán las mejores decisiones para ayudar al fútbol", continuó.

Maradona consideró que el presidente de esa entidad, Claudio "Chiqui" Tapia, "está haciendo un gran trabajo", por lo que pidió "no olvidar eso" y ayudarlo "porque de esta salimos todos juntos".

Por otro lado, reconoció sentir tristeza por la detención de Ronaldinho en Paraguay y expresó que el jugador brasilero "no es un delincuente" y "sólo fue a trabajar" al vecino país.

"Su error es ser ídolo parece, es mi amigo y lo banco a morir", apuntó.

También contó que llama a diario a sus jugadores para interiorizarse sobre cómo llevan la cuarentena y cómo realizan los ejercicios, y destacó que "la tecnología hoy es un factor fundamental para no perder ritmo físico".

"Con el trabajo que estábamos haciendo no tenía dudas que íbamos a salir de la zona del descenso", aseveró el astro, pero no cantó victoria respecto de la permanencia de Gimnasia en la máxima división del fútbol argentino al plantear que como "todavía falta para saber qué medidas tomará la AFA. Con el cuerpo técnico seguimos planificando al pie del cañón para estar preparados para afrontar cualquier escenario posible".

Luego analizó que "es una situación rara que nos toca vivir en el país y en el mundo" y confesó estar "ansioso por volver a Estancia Chica a trabajar con mis muchachos" porque "el perfume del pasto es único".

Reconoció que la relación que mantiene con los hinchas de Gimnasia es "hermosa", agregó que lo enamoró "la pasión y la entrega de su gente" y subrayó que ese club platense le "robó el corazón".

"Me hace acordar al hincha napolitano por la pasión y fidelidad de la gente", señaló.

Explicó que retomó el diálogo con Sergio Marchi, el secretario general de Futbolistas Argentinos Agremiados, porque "cree en el trabajo que hace y hoy tenemos que estar todos juntos tirando para el mismo lado".

En ese sentido, pidió "no olvidarnos de los jugadores del ascenso que son a los que más golpea esta situación".

Y acerca de cómo imagina el primer partido en el bosque cuando se pueda volver a jugar con público, Maradona afirmó que "será como cuando ves a tu novia después de unas vacaciones" y dijo que desea que ello ocurra "pronto".