Competición
  • Copa Sudamericana
  • Champions League
  • Liga Uruguaya - Clausura
  • Copa Argentina
Copa Sudamericana
Liga Uruguaya - Clausura
Racing de Montevideo Racing de Montevideo RAM

-

Club River Plate Club River Plate RIV

-

Club Atlético Juventud Club Atlético Juventud JUV

-

Progreso Progreso

-

Cerro Largo Cerro Largo CEL

-

Defensor Sporting Defensor Sporting DEF

-

Rampla Juniors Rampla Juniors RAM

-

Peñarol Peñarol PÑL

-

Copa Argentina
Talleres Talleres TLL

-

Banfield Banfield BNF

-

Godoy Cruz Godoy Cruz GOD

-

River Plate River Plate RP

-

"De chico miraba a Román y trataba de imitarlo"

"De chico miraba a Román y trataba de imitarlo"

Bebelo Reynoso sueña con conocer a Riquelme, uno de sus referentes dentro de la cancha. El zurdo atraviesa su mejor momento desde que llegó a Boca.

El responsable de su renacer se llama Gustavo Alfaro. Fue él quien le devolvió la confianza que había perdido, lo preparo físicamente junto a su cuerpo técnico y lo tiró a la cancha para que haga lo que mejor le sale: jugar a la pelota. Hoy vive días felices y atrás quedó esa etapa de amargura y bronca por no ser convocado a los partidos de Primera.

Emanuel Reynoso, más conocido como “Bebelo”, atraviesa su mejor momento desde que arribó al Xeneize. Se siente importante para el equipo, ya que es el encargado de darle fútbol, y sus compañeros lo valoran en cada entrevista pública que brindan. Hoy, después del golazo a lo Messi frente a San Martín de Tucumán, el zurdo se ilusiona con alcanzar su techo futbolístico con la azul y oro.

Reynoso es lo más parecido a un enganche clásico, de los que había antes. Por eso es inevitable que al mencionar su estilo se hable, aunque sea por un minuto, de Juan Román Riquelme. En una charla con La Nación, Bebelo aseguró que le gustaría cruzar unas palabras con el máximo ídolo de la historia de Boca:

“No lo pude hacer todavía, pero no va a faltar oportunidad. Siempre lo admiré. De chico lo miraba y trataba de imitarlo. Y le presto mucha atención a lo que dice, por ejemplo a que hay que tratar de dar los pases fuerte hacia adelante para que se acelere la jugada”.

La idea del entrenador es llevarlo de a poco, ya que cargar de presión a un hombre que casi ni sumó minutos en el 2018 puede ser contraproducente. Con el correr del calendario, el Rey – como lo llaman puertas adentro – irá sumando partidos y dependerá de sí mismo para ganarse el cariño del público y alcanzar logros importantes. Condiciones le sobra.