Competición
  • Liga Argentina
  • Bundesliga
  • Campeonato Brasileño Serie A
  • LaLiga Santander
  • Fórmula 1
  • Liga Portuguesa
  • Liga Uruguaya - Clausura
  • Ligue 1
  • Premier League
Fórmula 1
1 1:36.217

Charles Leclerc

Ferrari

2 a 1:36.408

L. Hamilton

Mercedes

3 a 1:36.437

S. Vettel

Ferrari

7 a 1:37.818

C. Sainz Jr.

Mclaren

Liga Uruguaya - Clausura
FINALIZADO
Club Atlético Juventud Club Atlético Juventud JUV

1

Peñarol Peñarol PÑL

1

Defensor Sporting Defensor Sporting DEF

-

Rampla Juniors Rampla Juniors RAM

-

BOCA JUNIORS

Por qué se va Barrios de Boca

Por qué se va Barrios de Boca

El colombiano, en el podio de los mejores jugadores del club durante los dos últimos años, se va al Zenit de San Petesburgo en una operación con claroscuros.

Terminó el ciclo de Wilmar Barrios en Boca. Y terminó de una manera que no sé si es la más adecuada para un jugador que rindió a un gran nivel en todo momento. Llegó al club en agosto de 2016 procedente de Deportes Tolima por una cifra cercana a los 3 millones de dólares.

Le costó ganarse un lugar en el equipo de Guillermo pero finalmente se hizo con el medio de la cancha él solo. Era el que sostenía a un equipo netamente ofensivo y su 'timing' para robar pelotas fue aplaudido por La Bombonera. El 'olé, olé, olé, olé, negro, negro' sonaba en La Boca y el colombiano se hacía un lugar entre los más queridos.

El final del 2017 fue su punto álgido en el club. Era la estrella del equipo, su nivel físico era impresionante y los equipos europeos ya lo seguían. Mientras tanto, él seguía jugando y siempre declaraba que no quería saber nada de su futuro, que ya se daría.

En los meses previos al Mundial de Rusia una serie de situaciones caldeaban los ánimos del club y el jugador. Barrios ya era parte de la selección Colombia y unas lesiones del jugador ponían en entredicho su compromiso con Boca, que siempre existió. El jugador realizó un partido espectacular contra Junior de visitante que dejaba a Boca en un buen lugar para clasificar a octavos de final, pero las críticas llegaban de la dirigencia. El Vicepresidente de Boca afirmaba que a Barrios siempre le dolía algo, ponía en duda su compromiso con el equipo. Marcelo London, otro dirigente del club, se refirió en la misma sintonía a la situación del jugador y que su cabeza estaba en la selección.

Ese fue un punto de inflexión. A partir de ahí, la relación entre jugador y club se enfrío. Barrios seguía dando lo mejor en la cancha y era parte fundamental del funcionamiento del equipo pero sus declaraciones iban por otro lado. Él sabía que el pase a Europa siempre estuvo y estaba ahí.

Expuesto por su actuación en la final de Madrid contra River, la vuelta a los entrenamientos ya con Alfaro como director técnico lo podía dejar en un segundo plano debido a la llegada de Marcone, petición del entrenador. En el esquema de Alfaro la confluencia de ambos jugadores iba a ser complicada y la salida del colombiano quitaría presión al nuevo técnico.

Además, el jugador liberaría un cupo de extranjero, algo que necesita Boca en estos momentos. La cláusula del jugador es de 25 millones de dólares. Si Boca vende al jugador en un precio inferior a esa cantidad la situación se ve clara: la dirigencia no quería que el colombiano siguiera en Boca y se buscó una solución intermedia para complacer tanto al cuerpo técnico, al sector económico de Boca y al jugador, que quería jugar en Europa.