RIVER PLATE

Los 5 puntos a corregir de River para la revancha en Brasil

Los 5 puntos a corregir de River para la revancha en Brasil

MARCOS BRINDICCI

REUTERS

La derrota de River en la ida de semifinales ante Gremio le deja en una situación muy delicada de cara a la revancha. Pero nada está perdido. Dar la vuelta a la serie es posible.

Mentalidad

River perdió y el resultado es malo, pero desde luego no irreversible. Lo que no puede caer es en la depresión en la que se vio envuelto tras encajar el gol de Michel en el Monumental. El equipo fue uno y otro bien distinto cuando las cosas fueron de cara y cuando se torcieron. Hay que ganar en Brasil y eso River ya lo ha hecho. Lo logró cuando dio la vuelta a la serie ante Cruzeiro la temporada pasada tras caer también por 0-1 en la previa. 

Juego interior

Gallardo lo intentó de todas las maneras ante la tupida defensa de Gremio. El primer tiempo de Palacios fue muy bueno y en la segunda parta lo retiró para dar entrada a Nacho González y así juntar tres zurdos con Quintero, el Pity y él. Nada funcionó. La búsqueda de pasillos interiores no se logró, pero River debe insistir en ellos. Pocos equipos tienen el talento por dentro que tiene Gallardo. Sólo es esperable un mejor día de los jugadores de más clase.

Arco

Armani no está bien. Su salida en falso en el gol de Gremio es una nueva evidencia de ello, al igual que lo fue el error ante Independiente en cuartos. Lo que hasta ahora había sido un seguro de vida con él en el arco, de repente se ha convertido en un inesperado problema. La lesión que se produjo en el encuentro de Copa ante Sarmiento y la inactividad (no fue con la selección) se han vuelto en su contra. Debe ganar en confianza otra vez.

Pegada

Hay que marcar en Brasil, no queda otra. Para eso será fundamental que los delanteros de River afinen la puntería. Scocco jugó un mal partido ante Gremio. La entrada de Pratto fue intrascendente. Borré lo intentó, pero tampoco logró nada. Para salir airosos de Porto Alegre habrá que aprovechar las pocas oportunidades con las que cuente River. Una noche gloriosa de Scocco, de las que ha tenido últimamente en Copa, será necesaria. 

Pelota parada

Otra vez la pelota parada hizo a River sucumbir en un partido igualado y que en condiciones normales hubiera concluido con empate. Debe corregir esos desajustes atrás porque otro error de ese tipo puede ser definitivo. Uno de los mayores poderíos de Gremio está, precisamente, en esas jugadas. Se vio en el tanto de Míchel que ahora mismo tiene a los brasileños por delante en la serie, aprovechando precisamente una de las debilidades del Millonario.