¿El último tango de Manu?

NBA

¿El último tango de Manu?

¿El último tango de Manu?

El argentino de 40 años de edad vivirá a partir de este sábado su postemporada 16 en la NBA, en la misma cantidad de campañas jugadas. Retará al actual campeón, los Golden State Warriors.

El baloncesto no está preparado para el retiro de Ginóbili; ni siquiera él, que a los 40 años de edad aún no lo deja claro. Cada vez que se asoma la posibilidad de dejar las canchas, el bahiense se las ingenia para demostrar que aún tiene gasolina en su tanque.

Ginóbili jugará su postemporada 16 en la misma cantidad de años que tiene jugando en el mejor baloncesto del mundo. Desde 2002, cuando llegó desde Italia para convencer a Gregg Popovich y a los Spurs de que tenía talento para brillar en la NBA, sus actuaciones en los playoffs han sido memorables; no se ha conformado con ser un actor de reparto, su papel es principal.

Aunque le tocó bailar tango con la más fea, pues se medirá al actual campeón de la NBA, los Warriors de Golden State de Curry (lesionado), Durant y compañía, siempre será apasionante verlo compitiendo contra hombres más jóvenes, más altos, más rápidos, pero con un corazón que hace olvidar las diferencias.

Con cuatro anillos en su vitrina y con la vitalidad de una década atrás, el bahiense tendrá la dura batalla de intentar sorprender al equipo con el segundo mejor récord del Oeste (58-24), pero que ha mostrado que no es aquel equipo imbatible de los últimos tres años, sobre todo con la lesión de Curry, quien probablemente se pierda la serie.

"Considero que cada partido puede ser el último, porque estamos muy cerca del final de la temporada. Respiro hondo antes de cada uno, disfruto y valoro dónde estoy. Trato de frenar un poco", confesó Ginóbili semanas atrás, antes de finalizar la temporada regular.

En postemporada, Ginóbili promedia 14.1 puntos por partido, con 4.0 rebotes y 3.8 asistencias, en 213 partidos disputados. Nada mal para un jugador que se convertirá en el escolta de mayor edad y el noveno en cualquier posición en disputar unos playoffs.

La mesa está servida para disfrutar del pibe de 40 años de edad, a partir de este sábado, retando a un equipo que ha sido finalista en los últimos tres años. El tiempo pasa pero Manu sigue siendo Manu. 

 

 

 

 

0 Comentarios

Normas Mostrar