CORONAVIRUS EN ARGENTINA

Habeas Corpus: qué significa y qué presos pueden ser liberados

Alrededor de 800 presos podrían pasar a tener prisión domiciliaria por estar dentro del grupo de riesgo. No alcanzará a quienes tengan condenas graves.

Habeas Corpus: qué significa y qué presos pueden ser liberados
Twitter

Las cárceles de Argentina están, en la mayoría de los casos, superpobladas. Y esto significa que el riesgo de contagio de coronavirus es aún mayor, ya que es prácticamente imposible poder respetar el distanciamiento social recomendado.

Ante esta situación, por ejemplo, se presentó un habeas corpus masivo en Buenos Aires que invocó la situación de hacinamiento y de inhabitabilidad de comisarías y penales para aquellos detenidos de más de 65 años o con patologías que los incluyen en grupo de riesgo ante el posible contagio.

¿Qué es un habeas corpus? Es un procedimiento que protege la libertad de las personas cuando es amenazada de forma ilegal por una autoridad o si están en una cárcel y se agravan las condiciones de encierro

¿Para qué sirve un habeas corpus? Para que la persona llegue a una rápida solución judicial cuando su libertad física se ve amenazada, atacada o restringida de forma ilegítima por una autoridad pública.

El fallo de la Sala I del Tribunal de Casación Penal bonaerense hizo lugar a este hábeas corpus mencionado anteriormente por el que, según contó el Procurador General de la Corte bonaerense, Julio Conte Grand, a Télam, se le otorgará el beneficio de la prisión domiciliaria a alrededor de 800 presos.

Eso sí, Grand aclaró que "los de máxima peligrosidad no van a salir". Es decir, no tendrán prisión domiciliaria ni "violadores, ni casos de reincidentes seriales, ni casos de violencia de género".

Respecto a esto, los beneficiarios serán las personas de edad avanzadas o con patologías preexistentes, mujeres embarazadas o madres con hijos menores alojados en las Unidades Penitenciaria que estén imputados o imputadas por delitos menores: delitos contra la propiedad en grado de tentativa reiterado, robos, estafas múltiples, defraudaciones, delitos de carácter informático no vinculados a lo sexual. La modalidad de prisión domiciliaria será con "tobilleras electrónicas, otros con una consigna policial, a otros se les designará una persona garante o también habrá un control del Patronato de Liberados".