CORONAVIRUS EN ARGENTINA

Alberto Fernández: "La cuarentena va a seguir, lo que se puede hacer es flexibilizarla"

El presidente aseguró que el aislamiento social, preventivo y obligatorio no va a terminar el 13 de abril, aunque van a permitir la reanudación de "algunas actividades".

Alberto Fernández: "La cuarentena va a seguir, lo que se puede hacer es flexibilizarla"

El presidente argentino, Alberto Fernández, dialogó en una entrevista exclusiva con el programa "Desde el Llano". Y, por supuesto, la primera pregunta fue si el aislamiento social, preventivo y obligatorio continuará más allá del 13 de abril (fecha dispuesta desde el lunes 30 de marzo).

"La cuarentena va a seguir", fue contundente el máximo mandatario, aunque resaltó: "Lo que se puede hacer es flexibilizarla. Nosotros estamos sintiendo que estamos un poco mejor, y estamos un poco mejor, pero tenemos que ir con cuidado".

¿Qué medidas de la cuarentena se flexibilizarán tras Semana Santa?

Respecto a esa flexibilización, que se irá dando de a poco, Fernández contó que tendrá una reunión en las próximas horas para definir "qué tipo de actividades vamos a flexibilizar" y destacó el trabajo que se viene realizando en el país: "Hemos dado un gran paso. Creo que todo el esfuerzo que hicimos no debemos perderlo".

Por su parte, el presidente aseguró que no se reanudarán las clases y explicó por qué. "Las clases seguro que no van a volver. Una de las cosas que debemos cuidar es que el transporte público no se nos llene de gente porque el transporte público es el canal ideal para contagiar, para infectar al otro. Si dejamos salir a todos después de la cuarentena sería un caos".

Otro de los temas de los que habló el presidente fue acerca de la posibilidad de que aquellas personas con más patrimonio paguen mayores impuestos. "En este momento los que más tienen tendrían que apoyar al resto de los argentinos", dijo y dejó bien en claro que ese tema tiene que pasar por el Congreso, aunque "un impuesto extraordinario a las grandes fortunas puede pensarse".

Respecto a la mala organización que provocó largas colas de jubliados en los bancos el último viernes, el presidente dijo que "se mezclaron muchas cosas ahí" y desarrolló: "Sin ninguna duda que hubo algún error nuestro. Mucha gente vio los bancos abiertos y se volvó a realizar operaciones. Fallamos en no explicar que estaban abiertos los bancos para pagar pensiones no contributivas. Eso lo aprendimos, no creo que nos vuelva a pasar".

Además, el presidente habló de lo sucedido en las últimas horas con el Ministerio de Desarrollo Social -encabezado  por Daniel Arroyo-, apuntado por una compra masiva de alimentos destinados a los sectores vulnerables a precios casi un 62% mayores a los del mercado común.

"Creo en la honestidad de Daniel Arroyo. Igual, Daniel dispuso abrir una investigación dentro del Ministerio para ver lo que pasó. Daniel me planteó que estas empresas (participantes de una licitación según el propio Ministro) se plantaron y no quisieron bajar los precios ¿Cómo alguien se le planta al Estado y le dice 'no te vendo si no me pagás lo que quiero' en esta situación?", detalló Alberto y apuntó: "Si hubo algún acto de corrupción, le aclaro que el primero que va a perseguir al corrupto es el presidente. No tengo ninguna intención de apañar a un corrupto en mi gobierno".

Luego, volvió a destacar: "No voy a permitir que se pague lo que no se debe pagar. Algunos especulan aumentando los precios. No podemos permitir que alguno se abuse de la gente. Esta compra que se ha hecho se ha recibido parte de los alimentos pero no se pagó todavía. Di la orden de que ninguna compra se pueda hacer sin respetar los precios máximos que dispuso el Estado".