DEL POTRO-NADAL

“En 2009 era un niño, aunque ganara a Rafa y Roger"

El tenista tandilense intentará el domingo repetir título nueve años después. Ahora ha vuelto a ganar a Rafa Nadal y llegará sin un gran desgaste a la final.

El argentino Juan Martín del Potro aseguró hoy que está viviendo un momento "casi perfecto", después de vencer al español Rafael Nadal y clasificarse así para la final del Abierto de tenis de Estados Unidos.

Tras pensar en el retiro mientras intentaba recuperarse de sus tres operaciones de muñeca durante 2014 y 2015, Del Potro, número tres del mundo, reconoció que no esperaba repetir aquellas sensaciones que había vivido antes de la intervenciones.

"No esperaba volver a tener este tipo de emociones jugando al tenis otra vez. Alcanzar otra vez una final de Grand Slam, en mi torneo preferido, ganar títulos, tener mi mejor ranking en este momento, todo es casi perfecto",confesó Del Potro durante una rueda de prensa en la que lució emocionado y muy sereno.

El argentino recordó el calvario que vivió en aquellos años y que contrastan con el presente actual. "El peor momento fue en 2015 cuando estaba cerca de dejar este deporte porque no podía encontrar una manera de solucionar mis problemas de muñeca. He estado sufriendo mucho. Me deprimí durante algunos meses también", admitió el jugador de 29 años.

"No tenía la oportunidad de sentirme mejor conmigo mismo, de hacer esto de nuevo. Ese fue un mal momento para mí, pero creo que eso está completamente en el pasado, y ahora estoy teniendo un buen presente, esperando el futuro", explicó el argentino, que hoy llegó a su segunda final de Grand Slam al ganarle 7-6(7-3), 6-2 y retiro a Nadal.

"No puedo creer que tenga la oportunidad de jugar otra final de Grand Slam aquí, que es mi torneo favorito. Entonces sería especial para mí volver a ganarlo. Sería un gran desafío, porque he estado luchando con muchos, muchos problemas para llegar en este momento".

Del Potro siente que, más allá del resultado, el haber vuelto a la final de un grande ya es motivo suficiente para disfrutar. "Será un partido difícil y obviamente que quiero ganarlo, pero de todos modos, creo que estoy haciendo un buen torneo y en la final puede pasar cualquier cosa. Si gano, genial. Y si no, estuve jugando un gran torneo y seré feliz de todos modos", explicó el argentino, que en 2009 celebró el título en el Corona Park.

Sobre su partido de hoy ante Nadal, el número tres del mundo aseguró que resultó muy importante haber logrado el parcial inicial. "La clave del match fue el primer set, fue muy importante haberlo ganado y ahora estoy muy feliz de estar en la final de nuevo", afirmó Del Potro, que igualmente aclaró que el triunfo no llegó de la manera que hubiese querido.

"No es lo mejor ganar de esta manera. Me encanta jugar contra Rafa porque es el máximo luchador de nuestro deporte y no me gusta ver que sufra en una pista. Ojalá no sea nada grave", destacó el argentino, que aseguró que su mayor preocupación era mantenerse enfocado por si el español tenía una reacción.

"Lo vi sufrir mucho durante el segundo set, con algunos dolores, pero estaba tratando de hacer mi juego. Me decía a mí mismo que sólo me centrara en mi juego, no lo mirara porque nunca sabes lo que podría pasar en esas situaciones", explicó el argentino, que intentó aprovechar el momento para sacar ventajas en el marcador.

"Cuando lo vi con malos movimientos, empecé a jugar agresivamente, poniéndolo a correr mucho y a hacerlo mover. Entonces él decidió parar", explicó Del Potro.

0 Comentarios

Normas Mostrar